Cuando te levantas por las mañanas, una de las primeras cosas en que probablemente estés pensando en una taza de café. Sin embargo un café por la mañana sirve para algo más que despertarte.

Un nuevo estudio científico ha demostrado que la cafeína puede provocar que sienta menos dolor después de entrenar. Investigadores de la Universidad de Georgia han descubierto que la cafeína reduce el dolor muscular en los muslos después de una intensa sesión de ciclismo. Los resultados fueron publicados en la edición de agosto de 2008 de “The Journal Pain”.

Los investigadores hicieron un estudio para intentar descubrir porqué se produce el dolor muscular durante y después de ejercicio. Descubrieron que la Aspirina, que a menudo se utiliza para mitigar el dolor muscular, no fue capaz de reducir el dolor causado por un intenso entrenamiento. “Las contracciones musculares producen una serie de sustancias bioquímicas que pueden causar dolor o sensibilidad al tacto. La Aspirina sólo bloquea una de esas sustancias” dijo Patrick O´connor profesor de Exercise Science at the University’s College of Education.

El nuevo estudio desvela que una sustancia que normalmente tiene una mala reputación era capaz de superar a la Aspirina bloqueando los receptores que provocan el dolor muscular.
El estudio fue realizado entre 16 jóvenes no fumadores que realizaron un circuito durante 30 minutos dos días seguidos. La intensidad del entrenamiento fue planeado deliberadamente de alta intensidad para que provocara dolor en las piernas de los sujetos. Los participantes tomaron en unos casos una Aspirina o bien una píldora de cafeína o un placebo una hora antes de realizar el ejercicio.

En los que tomaron las píldora de cafeína la disminución del dolor fue significativa.

Café, ¿Cuántas tazas puedo tomar la día sin dañar mi salud?
Muchos atletas usan la vieja técnica de beber mucho café antes y durante el entrenamiento. Sin embargo durante mucho tiempo la idea generalizada ha sido que el café podría conducir a un mayor riesgo de enfermedad cardiovascular, lo que ha hecho que se cambie él hábito de los estadounidenses y aumente el consumo de café descafeinado. Pero nuestra pregunta es ¿Es la cafeína la culpable de este aumento del riesgo o es otra sustancia que contiene el café la causante?

  • rotatore_42__1


  • rotatore_5__3

Un nuevo estudio realizado por el Kaiser Permanent Medical Center de California demuestra que es el número de tazas de café y no el tipo de café (con o sin cafeína) lo que aumenta el riesgo de enfermedad cardiovascular. El estudio indica además que el consumo diario de una a tres tazas de café no implica una mayor predisposición a las enfermedades cardiovasculares. Fue sólo a partir de cuatro tazas diarias cuando se demostró el aumento de este riesgo, por ejemplo con la aparición de coágulos.

Los investigadores aún no saben cual o cuales pueden ser las sustancias del café que en grandes cantidades son perjudiciales para la salud, pero quedó claro que no era la cafeína. El té contiene exactamente la misma cantidad de cafeína que el café.
Otro factor que también influye en el riesgo es el sobrepeso, que multiplica los efectos dañinos del café.

La conclusión final es por tanto que no debe beber más de 4 tazas de café al día.

Share.

2 comentarios

  1. Astur astur on

    Increíble este artículo. No tenía ni idea de sus propiedades ni de que no es dañino en su justa dósis como se decía.
    Seguid así migimnasio

    • MiGimnasio.com on

      Gracias por los ánimos, seguiremos publicando artículos así de interesantes para que tengáis información valiosa del mundo de la nutrición.

Leave A Reply

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Para mayor información:información sobre las cookies ACEPTAR